Blogia
Blog del Laboratorio de Física y Química del Colegio Claret de Madrid

El Azúcar Mágico

El Azúcar Mágico

El azúcar o sacarosa es un disacárido formado por una molécula de fructosa y otra de glucosa cuya fórmula es C12H22O11.

Todos conocemos el azúcar y sus utilidades culinarias como endulzante (Y sus efectos desagradables si se consume en grandes cantidades Sonrisa), pero lo que nos resulta más desconocido es el curioso efecto que algunos ácidos tienen en esta fórmula, sobre todo el ácido sulfúrico.

El ácido sulfúrico es un compuesto químico de fórmula H2SO4 que se produce en cantidades industriales en el mundo por sus muchas utilidades. Es áltamente corrosivo por lo que debe ser manejado con mucha precaución: guantes, gafas, ropa de manga larga...

¿Qué necesitamos?

Vaso de precipitado, Azúcar, Ácido Sulfúrico Líquido concentrado, agitador y espátula.

Si tomamos un vaso de precipitados y ponemos azúcar hasta llenar un cuarto de su capacidad, más o menos, y le añadimos ácido sulfúrico, removiendo hasta tener una mezcla espesa tipo "papilla", veremos que al cabo de un minuto el azúcar se oscurece, pasando de blanco a amarillo, a marrón y finalmente a negro, adquiriendo un tanto esponjoso y ascendiendo por el vaso e incluso derramándose fuera de él como si fuera un churro.

¿Qué ha sucedido?

Lo que ha sucedido es una reacción de deshidratación del azúcar por parte del ácido sulfúrico, la sacarosa se convierte en un residuo negro de carbono, y el agua se evapora en forma de vapor permitiendo que esa masa esponjosa ascienda por el vaso. ¡Cuidado! Es una reacción muy exotérmica y desprende gases, lo mejor es hacerlo en una campana de gases o cerca de una ventana abierta.

En éste video podéis observar la práctica perfectamente. ¡Sólo para laboratorio! ¡Nunca en casa!

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres